5 ejercicios de peso corporal que debes hacer

Siempre ponemos miles de excusas para evitar hacer ejercicios. Que si no tenemos tiempo de ir a un gimnasio, que no tenemos las máquinas o instrumentos necesarios para hacerlo en casa, que pagar un instructor es demasiado costoso y pare usted de contar…

¡Para todo hay solución! ¿Sabías que podemos hacer ejercicios solo con el peso de nuestro cuerpo? Las características de estos entrenamientos corporales son muy diversas y aportan grandes beneficios para nuestra salud.

Con sólo dedicar 3 horas de la semana para hacer algunos de estos ejercicios podemos reducir el riesgo de contraer enfermedades cardíacas y mejorar la salud mental y la función cognitiva.

A continuación te compartiremos 5 ejercicios de peso corporal que puedes hacer desde casa:

1. Sentadillas​ ​con​ ​salto

Este ejercicio se hace de pie, con los pies separados a la anchura de las caderas y las puntas de los mismos apuntando hacia afuera. Luego, baja como si fueras hacer una sentadilla y, cuando bajes del todo, impúlsate hacia arriba con tus talones para saltar. Finalmente, para amortiguar el salto, apoya todo tu peso sobre la parte delantera de la planta de los pies y dobla las rodillas.

Con este entrenamiento estarás ejercitando los femorales, cuádriceps, glúteos, gemelos y tibial anterior. Haz 3 series de 10-15 repeticiones.

2. Elevaciones​ ​de​ ​pierna

Para hacer este ejercicio necesitarás tumbarte en el suelo mientras presionas tu espalda baja contra el suelo. Luego, coloca las manos debajo del trasero o detrás de las caderas. Desde ahí, levanta las piernas de forma recta hasta lograr un ángulo de 90°, después bajalas del mismo modo hasta tenerlas justo arriba del suelo, sin tocarlo.

Con este entrenamiento estarás ejercitando los flexores de cadera, abdominales y oblicuos. Haz 3 series de 10-15 repeticiones.

3. Supermans

Para realizar este ejercicio debes tumbarte boca abajo, apoyando el vientre en el suelo, con las piernas rectas y las manos detrás de la cabeza. Luego, desde ahí, alza tu brazo derecho y pierna derecha al mismo tiempo que tensas los glúteos y la espalda baja.

Posteriormente, bajalos y repite el ejercicio con el brazo izquierdo y la pierna izquierda. Hacer el ejercicio con ambos lados cuenta como una repetición.

Con este entrenamiento estarás ejercitando la espalda baja, los dorsales y hombros. Haz 3 series de 10-15 repeticiones.

4. Skipping​ ​(rodillas​ ​altas)

Este ejercicio se trata de correr sin moverte del sitio en el que te encuentras de pie, llevando las rodillas por encima del nivel de las caderas. Es importante que te asegures de elevar lo suficientemente las rodillas colocando las palmas de las manos hacia abajo enfrente de ti y procurando tocarlas con las rodillas mientras trotas.

Con este entrenamiento estarás ejercitando los cuádriceps, glúteos, gemelos, tibial anterior, flexores de caderas y capacidad anaeróbica. Puedes comenzar subiendo la velocidad del trote durante los primeros 10 segundos hasta lograr llegar a tu velocidad máxima y mantenerla por 30 segundos.

Después, toma un descanso de 20 segundos y repítelo. Hazlo 2 o 4 veces más.

5.​ ​Butt​ ​Kicks

Este ejercicio es similar al anterior, con la única diferencia de que en cada zancada deberás golpear tu trasero con los talones.

Con este entrenamiento estarás ejercitando los femorales, cuádriceps, glúteos, gemelos, espinillas y la tasa cardiaca. Haz entre 3-5 series de 20-30 segundos.

 

Normalmente, los ejercicios de peso corporal se practican para iniciar una rutina deejercicios. Aunque, uno de los beneficios más resaltantes que tienen estas prácticas es que hacen que el cuerpo produzca más energía y sea menos probable lesionarse con pesas.

¡Ya lo tenemos claro! No hay excusas para no hacer ejercicios. Estos ejercicios puedes hacerlos por separado o todos juntos en un circuito cuando ya los tengas completamente dominados. De este modo no solo podrás bajar esos kilitos de más y ganar músculos, también podrás sentirte mejor mental y físicamente.